lunes, 29 de septiembre de 2014

¿Para qué, mi suspiro?