domingo, 1 de marzo de 2015

Estas, estoy.

Estas, estoy
más allá del mar de miradas
más allá del muro de silencio
más allá de la polémica de las horas
de los celos de las sombras
de las falsas coartadas 
de los bulos que montamos
al soñar con vernos, con verbos.

Con el verbo amar
sobre un folio en blanco
bajo tus ojos, los míos.
Es deshielo en los polos
coger con las manos los planetas
y bailar jazz por los cielos.

Estas, estoy
en el peso de los clavos
en la profundidad de un pozo
en las alturas de lenguas muertas
en un libro sin final 
tan original como el pecado.

Así son los amores imposibles
más fácil es soñar que amas
que poder amar sintiendo
que no sueñas
metiditos en una urna de cristal
que a pesar del tiempo
del sepulcral silencio
el respeto y la amistad
siempre están ahí.

Estas, estoy
y a veces nos vamos
no estamos 
simplemente
dejamos de existir
cuando todos están
amando con su verbo.