viernes, 29 de mayo de 2015

Aromas de versos prog.Nº42



Si desea participar contáctenos

Aromas de versos prog.Nº41



Si desea participar contáctenos

Aromas de versos prog.Nº40



Si deseas participar contáctenos


Aromas de versos prog.Nº39




Si desea participar contáctenos



Aromas de versos prog.Nº38




Si desea participar contáctenos



miércoles, 27 de mayo de 2015

Canto a mi tierra Cartagena

Le puse luto a mis calles 
y no porque estuvieran muertas
la vida a veces es injusta
y en otras tantas te apremia
unos son acomodados
y otros salen con maletas
quién le dijo al profeta
que se quedara a predicar
en su tierra, tierra santa
madre mía, los aromas
de mi Santa Lucía
que van vertiendo en mi camino
sonrisas de aquel día.

Un barco, una red, las gaviotas
en el cielo y a los pies Santa Isabel
que aunque me haya ido lejos 
no la dejo de querer 
Cartagenero me siento
cartagenero a más no poder
no soy un héroe de Cavite
ni oso a querer ser
solo por amor a mi tierra
en versos pinto el mar en un papel
desde cala cortina a mazarrón
y Tomás Maestre en la manga.

A la orilla del mar menor
surca en el viento una saeta
a la patrona de payos y gitanos
virgen de la caridad hermosa.

¿Que tendrán sus cinco colinas?

bajitas y defensoras con sus verdes
antiguas torres vigías, de fenicios
griegos y romanos que de rojo teñían
Publio Cornelio Escipión
eterno conquistador
que levantaste edificios
en las lomas derrotadas de Qart-Hadash.

Le puse luto a mis calles
y no por que estuvieran muertas
la vida a veces es injusta
y en otras tantas te apremia
yo te llevo en el alma
cartagenera morena.

Cartagena de mi España
Cartagena la minera.





SI DESEA ESCUCHAR EL AUDIO POEMA HAZ CLICK AQUÍ








lunes, 25 de mayo de 2015

Al cantante Mamadou Mbacke " Negro Jari"




Alumno de la calle compañero de los tuyos
constructor del verso, ingeniero de caminos
 ave fénix en una metrópolis incomprendida
entre el racismo y la xenofobia
entre el bien y el mal
entre las ganas del querer
y el querer cambiar todo aquello
que no pudiste, que no supiste...

Quién dijo que las rosas negras
 no relucen en la oscuridad del día
y en la claridad de la noche.

Quién dijo que los versos 
no son la revolución 
de un poeta urbano
que levanta muros
 para detener las balas.

Quién dijo que la experiencia
no es silueta de la sombra frente al sol 
que rompe la mañana bajo tus pies
para marcarte un nuevo comienzo.

"Supérate"

Por que naciste para ello
naciste para dejar tu huella
en esta corrupta sociedad
que solo sabe apuntar con el dedo.





  

sábado, 23 de mayo de 2015

Solo hay uno.

Ponerse Andalucía en la boca
es osar ante la madre patria 
mis respetos hacia el poeta
que alzó sus versos con alas
y María desde el cielo
traza con cariño las nubes
engalanando Axarquía
en esa calle que sentiste.

Tu voz acaricia la guitarra
los acordes a tiento se desbocan
y el maestro presto a la belleza
que pare con amor tu boca
y sus dedos con cariño
tocan a tu defensa
que no es cosa de niños
querer ponerse
 Andalucía en la boca
a tu paso crecen los lirios, las rosas, 
los claveles al viento palmean
 y en el cerro en lo más alto
donde las casas se ven pequeñas
la brisa a tientas suspirando
los versos que tu alma provoca
chiquito de estatura
grande su persona
Antonio Quero solo hay uno
Málaga es su cantora.

Poema escrito para mi amigo
el pintor y poeta malagueño
Antonio Quero.




miércoles, 20 de mayo de 2015

A carmen.

Casi un siglo en tus manos arrugadas
casi un siglo de amor en sigilo
casi un siglo en tus lagrimas
casi un siglo 
que fácil es decirlo.
Tus pies danzan la lucha
aclamada por trovadores
en una canción te nombran 
¡Carmen!
por ser madre, por ser amiga,
por ser tu conciencia
la voz de tu sabiduría
por ser como eres 
en el cielo hay ángeles 
que te imitan.

El aire rizando tu rizo
tus rizos entre los dedos míos
en estos versos sin cordura
que atraviesan llanuras y la luna
sin silencio, sin atrio oscuro en el alma
libre con alas, soñando sin temor,
sin rencor, sin envidia
con los ojos abiertos
con el valor que enfrentas
el día a día .
El de hoy cuando reposes
de alegría rozando con tu sonrisa
el sol y navegue una pestaña tuya
en el mar de una lagrima derramada
por los recuerdos
recuerda solo una cosa
  hace casi un siglo que donas amor
y la esencia de los que marcharon
rodean tu cuerpo de energía
aprovecha este momento 
para seguir cumpliendo
tu cometido.

Seguir amando
como tu sabes amar.

Felicidades Carmen

Este poema lo escribí
por su 92 cumpleaños
a Carmen la mama
de la poeta chilena
Mauricia Leonor Rocha









martes, 19 de mayo de 2015

Desde el alba hasta el alba.

Los actos, reflejos de la mente
la mente, esencia del ser
el ser hijo de una sola madre
no la dejes de querer.

Sobre la tierra hay un cielo
en él manda un solo Dios
no te aferres, no provoques
la furia en tu acción.

Hay reglas que no se cambian
ni con estudio, ni con meditación
el alma extensa, pura, rala,
es el origen de la creación.

Hay relojes que no se paran
al igual que el corazón
y van vertiendo en crudo 
minutos, palabras y amor
que van pintando la tarde
con geranios en el balcón 
y algún mosquito cojonero
que te pica a traición.

Son cositas de la vida
que la ciencia no enseña
el amor a los demás
 el miedo a la decepción
el poder superar el día a día
 adversidades que confrontan
desde el alba, hasta el alba.




lunes, 18 de mayo de 2015

Presencias.

Ella vino, la sentí,
en el oscuro de la noche
atravesando el umbral
donde moran los vivos
perturbando la tranquilidad
del primer sueño.

En la ventana, al acecho 
una lechuza con los ojos
puestos en mi 
arañando la garganta
en el perfil de un minuto
incomprendido 
preso del  pánico.

Ella vino, la olí, olí mi infancia
como cuando ella me peinaba
me adentro en un beso helado
hacía un rincón de la mente
no pude pararme a pensar, o no quise
en mi temblaba una lagrima
y la arrancaba a destiempo
el cuarto olía a ella y no a incienso.

Ella vino y también se fue
dejando intacto el recuerdo
como si fuese una partitura
que tocar más allá del alma
marcando unos cánones
en el silencio que posaba
en la cima de una aguja.

De rodillas clamando a Dios
por haber sentido a los muertos
rogando un camino hacia la luz
al espíritu libre en el tiempo
en el viento, en el tiento de las cosas.

No hay cosa más rara 
que a promedios de cordura
en esta edad que se ejecutan
los juicios en las muelas 
cuando ya apenas crees en nada
te cante una lechuza y en su mirada
haya una puerta en donde nacen
las sombras de lo prohibido.





sábado, 16 de mayo de 2015

Des-almados.

Cuerpo sin alma, de mala sombra
que labora sus estrategias con odio
doblegando el ego a conciencia
marcando tendencia en sus actos
que diariamente se alzan en calles
en la oscuridad de sus mañanas
en el resplandor de sus noches
amantes de la muerte
compañeros del mal.





viernes, 15 de mayo de 2015

Un bolero incansable.

Camino hacia los rizos de tu pelo
por las arenas de tu piel
conmutando una pena lírica
que no refleja en ningún papel.
Se bifurcan los besos en tu cuello
por los destinos de nuestros cuerpos
ellos tan exigentes van y se enredan.

Se enredan como la hiedra
en el estío de cara al sol
ofreciendo una sombra.
Se enredan como tejido de soga
que sujeta la proa de un barco
de cualquier puerto en calma.
Se enredan como el amor a la carne
ellos solos se enredan.
Como mis dedos a tu pelo
como los versos que te dejo
en cada cala
 desde el primer día de enero
y volamos por abril
cielo añil y albañil que se refugia
bajo la sombra de la hiedra
mientras suena este bolero
sin una mentira al quererte
cuyo estribillo es sencillamente
amor por amor te quiero.






En la vejez.

¿Quién no tiene miedo a la vejez?
arquetipo de sabiduría en la historia.

No temo a la muerte
ni tampoco a la desdicha
temo no recordar a quién amo
en esos días que las letras
tienden a caerse solas.
Temo no sentirme niño
al no recordar tu sonrisa
el aroma a café y la brisa
llena de prisas, de flores,
de paseos devorando al ocaso
hasta que de gris me vista la niebla
difuminando mis recuerdos
en lo más hondo de la madrugada
por eso te voy a cantar de joven
por si algún día olvido la letra
el querer de las cosas y el amor
del que impregnas hasta mi tuétano
como las balas en días de guerra
que no paran de sonar
algún día volveré a temer a la vejez
pero cuando llegue ese día
 ya se me habrá olvidado.
Te amo por lo que eres
cachito de mis entrañas
¿porqué no me acompañas en el tiempo?
para seguir recordando
el no dejar de amarte.



martes, 12 de mayo de 2015

Inocencia.


En sus vientres abunda el hambre
 la desdicha, el miedo, el gentío
 como palabras al viento
 la inocencia
 el sueño que no se ha cumplido.

¿Cuántas cosas pasarán?
¿Aguantaran sus famélicos cuerpos
los dolores del tiempo?
¿Se puede soportar todo esto?
¿Nadie se acordará de ellos?

Ellos sueñan con las alas abiertas
ellos sueñan con el crujir del pan
ellos sueñan la luna y desarmar
fusiles entre cercos de paz
gloria colmada de alegría
ellos quieren soñar 
y se alejan en silencio
nadie los quiere escuchar.

 Con sus ojos miran al cielo
clamando justicia divina,
esperando un soplo de aire fresco
que les traiga la sonrisa.



jueves, 7 de mayo de 2015

Te sentí.

Te sentí, sentí
el polvo del verso
que a la era se acerca
con los bolsillos 
vacíos de melancolía
luego sacúdete las letras
que duermen en tus mejillas
y no pidas consejo a terceros
que lleguen tarde a la despedida.

Te sentí, sentí
el adjetivo en los tonos
de la tarde
mientras en la dehesa
se criticaba mi bravura
la guitarra lanzaba
 una saeta traicionera
condenando mis labios
a reclamar tu beso
 y ser absorbido por tu sexo.

Te sentí, sentí
como la luz se alejaba
dando tregua a la estrategia
de volver a conquistar tu cuerpo
astro que cae al mar
y deja mudo al que observa el verbo
tus andares sobre la arena
morena embrujaste la casta
te sentí, sentí tu cercanía
aun cuando no estabas.

En el adjetivo.
En el verbo.
En el verso.

Traspasando lo imaginario.




lunes, 4 de mayo de 2015

Uno más uno.

Podrás cerrar mis ojos
tapiar mis oídos
rondar cerca
entre las ramas
pero jamás callaras 
un sentimiento 
saeta que desboca el alma.

Aunque la noche se pinte oscura
deambulare bajo la luna
esperaras como rapaz nocturna
impaciente, en silencio, al acecho
los besos sin cordura
que se esconden entre las sombras
sin cuentos, sin fabulas, ni milongas,
una vez más el amor no deja hueco
cuando uno más uno 
es de cajón 
tú y yo.