miércoles, 4 de julio de 2012

LE HE PEDIDO A MI SUERTE:

Le he pedido a mi suerte que se impregne en mi piel.
Hoy volví a colocarme la mascara de la sonrisa.
Hoy vuelvo a sonreír forzada mente,tras la ilusión 
derrochada por el ayer...

Como regalo caído del cielo es la mujer que yo amo.
La única que me invoca al perdón, la única que me da
la capacidad, para pensar sobre las alas de un cisne,
que posa sobre el agua transparente del lago del amor...

Un faro me indica, mi entrada a mal puerto...

Sonrío forzada mente es lo que me queda,
despues de soñar despierto...

Despues de haberle pedido a mi suerte que
me sonría sin ser forzada...

Despues de haberle suplicado, que se impregne en mi.